¡Hola! Soy Ana

interiorista y home stager

De niña, diseñaba mis propias revistas de decoración recortando y pegando casas que encontraba en periódicos y revistas. Antes no teníamos acceso a tanta información como ahora y por eso siempre que veía casas o algo relacionado con ello, me las guardaba como si fuera un tesoro. ¡Y todavía las conservo!.

Tendría 11 años y aunque no sabía exactamente que quería ser de mayor, el subconsciente sí que lo tenía claro.

“Todos tenemos una pasión, solo hay que escuchar nuestro interior para descubrir cuál es”.

Estudié interiorismo y hace unos años descubrí el home staging gracias a la llamada de un cliente que quería vender una vivienda y tenía muy claro que para conseguir los objetivos marcados, buen precio y rapidez, había que hacer algo diferente.

Y lo consiguió, la vendió en tiempo récord al precio que quería y sin apenas esfuerzo porque habíamos creado un hogar que enamoraba solo con ver las fotos.